);

TESTIMONIOS TRAS CRUZAR LOS ANDES

0

Los jóvenes que emprendieron el primer viaje «Yesh!» de la Kehilá de Córdoba regresaron repletos de entusiasmo y energía. Algunos compartieron las primeras impresiones del viaje con nosotros:

Tamara Klincovitzky: “¡Me pareció muy lindo el viaje! Me quedé con muchas ganas de volver y conocer más, pero hicimos de todo, aprovechamos muchísimo el tiempo y estuvo muy bueno. Me encantó conocer Santiago, cómo es la comunidad de allá y la buena onda del grupo y desde la organización. Lo repetiría, pero sólo si no tuviese que elegir entre este y otro. Creo que el grupo también fue muy lindo, en general hubo muy buena onda y estábamos todos cómodos. Volví Súper contenta y agradecida con el viaje, y también de que se estén haciendo este tipo de cosas en mi Kehilá.”

Matías Biasutto: “Estuvo excelente, 10 puntos. Lo que más me gustó fue ir a esquiar, ir al shopping con los chicos, y salir a bailar todos juntos. Obvio que lo repetiría. Es increíble el grupo que se armó, conocí a muchas personas. Quiero que se haga otro y poder viajar de vuelta.”

 

 

Dana Kantor: ”Estuvo increíble, la pasé muy bien y me pareció muy completo en el sentido de la variedad de cosas que hicimos. Me encantó que sea una mezcla de jóvenes de varios lugares, la charla con el presidente de la FEJ, y que haya habido, no sólo actividades obligatorias sino también el tiempo libre. Obviamente lo repetiría. Me pareció que faltaron una o dos actividades para interactuar, conocernos y debatir. Me parece que estamos todos en la edad justa para hacer actividades sobre algún tema con contenido y discutir diferentes puntos de vista. Vuelvo feliz porque me encanta saber que hay jóvenes judíos como yo que tienen una vida bastante parecida, y por la idea de que estos viajes se sigan haciendo, poder seguir interactuando y creciendo juntos a nivel comunidad.”

Ivan Machtey: “El viaje superó mis expectativas en todo sentido, fue corto pero intenso, y pudimos cumplir con el objetivo de realizar las 3 cosas básicas por las cuales fuimos a Chile: Shabat, esquiar y shopping. Esquiar fue lo que más me impactó y me gustó, luego el Shabat que tuvimos y compartimos, también me gusto muchísimo; por último, el shopping, que fue infaltable. El grupo fue fundamental, ya que compartimos todas las actividades en conjunto con los chicos de las otras provincias, y la verdad es que se armó un grupo hermoso al cual voy a extrañar mucho. Creo que me siento un afortunado por haber participado del primer viaje del proyecto Yesh, ya que inauguramos un ciclo único en Argentina, que va a tener muchísimo éxito en todos sus destinos y actividades a realizar. Mis sensaciones son incomparables y muy agradables.”

Darío Ratner: “Me gustó mucho el viaje a Chile para haber sido el primero de Yesh. Creo que tiene mucho potencial y cosas a mejorar, pero en líneas generales me gustó mucho. Del 1 al 10,  le daría un 8. El día de esquí creo que fue la mejor actividad. Disfruté del Kabalat Shabat, ya que me permitió ver cómo es en la Kehilá de Chile. Y me gustó la fiesta del sábado a la noche porque fue en donde más interactué con los demás participantes del plan. Es una experiencia que repetiría. Yo generé bastante relación con muchos pero creo que podría haber sido mucho mejor. Vuelvo con felicidad y con ganas de hacer otro, y hasta de ayudar si hace falta a la planificación de lo que se viene. Me volví muy contento y satisfecho del viaje. Superó mis expectativas y me gustan mucho los objetivos que quiere alcanzar Yesh.”

Nicole Elman: “El viaje en sí me parece que estuvo muy bueno, fue bastante completo y variado en cuanto a las actividades (esquí, paseo, Tefilá y shopping). Los hoteles muy buenos y las comidas también. Tres cosas que me encantaron: la experiencia de poder esquiar, o por lo menos intentarlo en mi caso, me pareció genial. El tiempo libre del sábado y la flexibilidad de que cada uno pueda elegir qué hacer en ese momento. El lugar (Santiago y su paisaje). Creo que el grupo que se armó esta bueno, y me hubiera gustado que haya más momentos destinados 100% a relacionarnos con el resto de los chicos de las otras provincias. Volví a mi casa muy contenta y con ganas de seguir participando del resto de los viajes. La verdad, me encanta que desde nuestra comunidad y movimiento masortí surja esta posibilidad de viajar a diferentes lugares y conocer gente de nuestra edad que hace lo mismo que nosotros en otras ciudades, poder intercambiar opiniones, experiencias y ¿por qué no? incorporar algo de lo que ellos hacen en nuestra comunidad.”

 

No hay comentarios

Te recomendamos leer

1
¡Hola! ¡Si querés recibir las noticias en tu celular hacé click acá y suscribite!
Powered by